martes, 28 de julio de 2009

Y en dos días dejo esta ciudad
de lluvia y música..
(Para volver al azul lacteo)




Volvemos a perseguir imposibles,
sí, para sentirnos un poco más vivos.

4 comentarios:

Zepequeña dijo...

No hay nada imposible!

Zepequeña.

àngela dijo...

Habrá que buscar cosas nuevas, ¿para algo está el verano, no?

Laura* dijo...

Siempre debemops seguir los im-posibles, un beso.

BUENAS NOTICIAS dijo...

Imposibles? No existen....
Un beso, Iona.